Sociedad
20/10/2018

En Bariloche ya flamea la Bandera y acepta el compromiso de trabajar por la Paz

En Bariloche ya flamea la Bandera y acepta el compromiso de trabajar por la Paz

En el Salón Cóndor del Hotel NH Edelweiss, se vivió un momento histórico para nuestra ciudad. La Dra. Alicia Rodríguez, presidenta del Comité Internacional de la Bandera de la Paz, hizo la entrega oficial del emblema al intendente Gustavo Gennuso, declarando así a San Carlos de Bariloche como Ciudad de Paz. Una semilla que se deja sembrada para que, juntos como comunidad, se trabaje para lograrla, se limen las diferencias y se camine hacia el progreso.

Estuvieron presentes el ingeniero Gustavo Gennuso, el jefe de Gabinete Marcos Barberis, el coordinador General para Argentina del Comité Internacional de la Bandera de la Paz, el investigador y escritor Ricardo González, la edil Claudia Contreras, integrantes de CONCIENCIA y del Rotary Club Nahuel Huapi. También, abanderados y escoltas de la Escuela Nº 44 y del SPLIF, Raúl Aguila y Rodrigo Alonso del cuerpo activo de Bomberos Voluntarios de nuestra ciudad.

El origen

González fue quien dio comienzo al acto con una breve conferencia acerca del significado y origen del mensaje de la Bandera de la Paz, resaltó que “un evento de esta naturaleza nos compromete con aquello tan simple y especial como es el dejar de pelear, una alianza por sembrar un mundo mejor”.

El Comité Internacional de la Bandera de la Paz es una organización no gubernamental asociada al departamento de Información Pública de las Naciones Unidas, con más de 30 años de trayectoria.

La Bandera Internacional de la Paz fue creada en el Acuerdo Roerich de la Paz, firmado por veintiún países de América, en la Casa Blanca, el 15 de abril de 1935. Entre los firmantes, se encuentran los Estados Unidos de Norte América, del que era presidente Franklin Roosevelt, y México cuyo mandatario era el general Lázaro Cárdenas.

En 1936, la Bandera fue aceptada por 21 países de América. En 1937, el Pacto Roerich fue ratificado por todos los países que integraban la Liga de las Naciones, precursora de las Naciones Unidas. Y en 1957, fue aceptada por 77 países.

Su iniciador fue el ilustre artista Nicholas Konstantín Roerich, postulado para el premio Nobel de la Paz. El logo de la Bandera, que ya aparece en la Historia de la Humanidad hace 9.000 años, en el período Paleolítico, está configurado por tres esferas que forman un triángulo con el vértice hacia arriba, en color magenta sobre fondo blanco que simboliza la Ciencia, la Espiritualidad y el Arte, unidos por el círculo de la Cultura.

En estos momentos tan decisivos para nuestro planeta, el Pacto Roerich habla a todas las conciencias, instándolas a vivir la Unidad en la Diversidad para lograr, en armonía, un mundo mejor unidos por la Paz. No lesiona intereses de ninguna clase; por el contrario, servirá al espíritu creador, para lograr la Paz Universal. Cabe aclarar que la Bandera Internacional de la Paz no representa ninguna ideología, política, credo o religión.

“Esto que comenzó como una leyenda, una búsqueda espiritual de Roerich, terminó transformando los mismísimos estatutos de la UNESCO”. Destacó que “el principal patrimonio de la humanidad es la conciencia de la Paz”, narrando detalles de la apasionante vida del pintor ruso, creador del logo que porta el emblema.

La entrega

Luego de las palabras introductorias de González, se dirigió al público agradeciendo la presencia de la Dra. Alicia Rodríguez y a todos los que hicieron posible el camino para recibir el emblema. “Hay dos frases del Evangelio que siempre me rigen, el no hacer a los demás lo que no me gusta que me hagan y amar a los enemigos”.

Agregó: “La Paz es poder tener la empatía con el otro para poder construir un mundo mejor y eso es difícil porque nos obliga a construir ese mundo mejor, a trabajar para que no haya injusticia o pobreza”.

Rodríguez fue la primera mujer mexicana nominada al Premio Nobel de la Paz por su inmensa labor humanitaria y por llevar el mensaje a diferentes países del mundo. Asimismo es una de las actrices más importantes de la historia del país azteca, galardonada como mejor actriz en 14 ocasiones. Además es autora de varios libros acerca de la temática de la Paz en el mundo.

Al momento de tomar la palabra, la Dra. dijo que es un motivo de satisfacción muy grande hacer la entrega a nuestra ciudad, segura de que el compromiso que se adquiere al recibirla nos llevará muy lejos en cuanto al mensaje de la Paz.

“Desafortunadamente, vivimos la Cultura de la Guerra. Se preguntarán cómo podemos hacerlo sin ser gobernantes o dirigentes, y es muy simple, aplicando la Paz en nuestras vidas diariamente”. Teniendo pensamientos positivos, palabras armoniosas y acciones constructivas, lo que representa cada una de las esferas de la Bandera.

Luego de los oradores, la Dra. Rodríguez entregó la Bandera al intendente Gennuso, quien se emocionó hasta las lágrimas al recibirla. Comenzando a llenar el salón el Himno a la Alegría, se tomaron todos los presentes de las manos y cantaron a viva voz.

Asimismo el Municipio de San Carlos de Bariloche entregó una plaqueta que nombra a la visitante Huésped de Honor.

Al finalizar el acto, se dirigieron a la plaza de la iglesia Catedral, para izar en el mástil construido para tal fin, el emblema que de aquí en adelante flameará irradiando su energía positiva a la ciudad.

Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas