Judiciales |

HARÁN TAREAS COMUNITARIAS

15/03/2019

Evitaron el juicio por incidentes tras la sentencia de extradición de Jones Huala

Evitaron el juicio por incidentes tras la sentencia de extradición de Jones Huala
Imagen de archivo, cuando fueron imputados los acusados.
Autor: Mariano Colombo
Dos de los quince detenidos en el mes de marzo de 2018, tras la lectura de sentencia que avaló la extradición de Facundo Jones Huala a Chile, evitaron el juicio oral en su contra tras acceder a una suspensión del juicio a prueba. Deberán realizar doscientas horas de tareas comunitarias.
 
Alejandro Gómez Peña y Lorena Claros, lograron evitar el juicio oral en su contra de manera momentánea. Para lograrlo de manera definitiva deberán respetar las condiciones impuestas en una audiencia realizada este viernes en los tribunales locales. La parte fundamental, será el cumplimiento de doscientas horas de tareas comunitarias que desplegarán en distintas dependencias locales.
 
Gómez Peña estaba acusado por los delitos de daño agravado y resistencia a la autoridad, mientras que Claros fue imputada por los delitos de resistencia a la autoridad y lesiones leves, todo en el marco de una reacción de protesta que se inició frente al Juzgado Federal de Bariloche, luego de conocerse la sentencia firmada por el juez federal subrogante Gustavo Villanueva, de aceptar la extradición de Facundo Jones Huala, solicitada por un fiscal del vecino país de Chile.
 
Aquella jornada de marzo de 2018, se vivió con un clima de extrema tensión por la presencia de una fuerte custodia policial frente al Juzgado y de un puñado de ciudadanos que aguardaban la lectura del veredicto en señal de acompañamiento y respaldo a Jones Huala.
 
Según la acusación que inicialmente había elaborado el fiscal Guillermo Lista, los manifestantes comenzaron a agredir con piedras, palos y otros objetos contundentes a la custodia que mantenía la Policía de Seguridad Aeroportuaria frente a la sede del Juzgado.
 
Utilizando gases, disparos de estruendo y antitumulto, los uniformados lograron hacer retroceder a los manifestantes, quienes se dirigieron por calle San Martín hacia el Este de la ciudad.
 
Siempre según el documento acusatorio, en el camino atacaron el edificio de la Intendencia de Parques Nacionales y la sucursal local del Banco Galicia, para luego continuar su escape en distintas direcciones.
 
Ya con intervención de la Policía de Río Negro, se produjeron nuevos cruces con los manifestantes que habían llegado a la intersección de Villegas y Gallardo, en donde también atacaron la sucursal del banco Credicoop.
 
En ese contexto se produjo la detención de Gómez Peña y Claros, quienes ofrecieron resistencia a los uniformados, provocando, siempre según la acusación fiscal, daños a un móvil policial y lesiones a dos agentes.
 
Los dos integraron un grupo de una quince de manifestantes que resultaron detenidos y trasladados a dependencias de la Comisaría Segunda del Centro Cívico, en donde manifestantes y agrupaciones se congregaron luego para reclamar su liberación.
 
Gómez Peña y Claros, lograron la suspensión del juicio por el término de un año, período en el que estarán a prueba de la Justicia y para resultar indemnes de los cargos penales que pesan en su contra, deberán respetar todas las condiciones impuestas.
 
En ese sentido los acusados asistidos por el defensor oficial Marcelo Alvarez Melinger, se comprometieron a cumplir con doscientas horas de tareas comunitarias. Gómez Peña las cumplirá en una escuela de oficios, mientras que Claros hará lo propio en un merendero del bario Nahuel Hue.
 
Además, durante el plazo que dure la suspensión del proceso, deberán observar pautas de conducta genéricas.
 
Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas