Columnistas
24/08/2019

Condenada por una reseña falsa en Google

Profesor - Abogado especialista en Derecho informático y TICs.

Profesor - Abogado especialista en Derecho informático y TICs.

(+ Info)

STIFY">Siguen pasando los años y muchas cosas no cambian, o desde el inicio de la humanidad han sido claras. No se puede mentir en contra de otra persona, así estaba escrito en las tablas de Moisés.

La Corte Suprema de New South Wales, Australia condenó a una mujer que difamó a su cirujano plástico en una reseña de Google, a pagar 350 mil dólares.

El médico demandó a su paciente por los daños que le ocasionó al criticarlo falsamente. La mujer se quejó de un desempeño deficiente del profesional, diciendo que era un cirujano incompetente, y que la rinoplastia fue un fracaso. Lo acusó de cruel en su relación con el paciente, agregando que era un acosador que amedrentaba con sus abogados a los clientes disconformes.

Posiblemente las reseñas de Google sean la mejor forma de conocer la reputación de un comercio, en la medida que el propietario no puede intervenir. O al menos es más difícil que en páginas como Facebook o Instagram donde el administrador puede borrar, editar u ocultar comentarios negativos de sus clientes.

Google no controla las reseñas, ni mucho menos media entre los comercios y los clientes. Por tal razón, los comentarios quedan publicados y son visibles por todos los que busquen recomendaciones. Solo la empresa intervendrá cuando los comentarios sean racistas, de odio, cuando se incluyen detalles personales, o cuando es muy evidente que las reseñas son falsas, principalmente por spam. Por fuera de esos casos mencionados, y sin la necesidad de recurrir a los tribunales, se puede intentar la eliminación de la reseña falsa por las vías que ofrece Google.

Para hacerlo se debe ingresar a Google My Bussines. elegir opiniones en el menú ubicado en la parte derecha de la pantalla, marcar la opinión, clickear en el menú de tres puntos y luego pulsa en “Marcar como inadecuada”.

El sistema de reputación es bueno en la medida que no haya abusos de ninguna de las dos partes. No siempre el cliente tiene razón, y frente a una reseña falsa los comerciantes pueden recurrir a Google y si no obtienen respuesta adecuada, a la justicia.

Noticias Relacionadas
Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas
Seguinos en Instagram
Seguinos en Facebook