¡TRUCAZO!

| 14/05/2024

El truco casero para dejar relucientes tus ollas y sartenes de acero inoxidable

Con una serie de ingredientes naturales, existe una posibilidad para dejar como nuevos tus instrumentos de cocina.

El truco casero para dejar relucientes tus ollas y sartenes de acero inoxidable

Quitar los restos de comida que quedaron pegados en el fondo de las ollas y sartenes no sólo resulta ser un momento poco agradable sino que también puede convertirse en una tarea bastante tediosa. Lo mismo sucede cuando se busca borrar las manchas que dejó el fuego sobre la base de los utensilios olvidados sobre la hornalla. Sin embargo, existe un truco casero que utiliza ingredientes naturales para devolverles su brillo original.

El acero inoxidable es conocido por su durabilidad y resistencia a la oxidación, convirtiéndolo en un material popular para diferentes artefactos de tu cocina. Sin embargo, con el tiempo, estos utensilios pueden acumular restos de comida quemada, lo que los hace lucir deslucidos y percudidos.

Para comenzar, necesitarás un trozo de carbón y un limón. Coloca el carbón en una bolsa resistente y tritúralo con un mazo de cocina hasta obtener un polvo fino. Luego, pasa este polvo por un colador para eliminar cualquier fragmento grande que no se haya desintegrado completamente.

Una vez que tengas el polvo de carbón listo, corta un limón por la mitad y exprime todo su jugo sobre el carbón triturado en un recipiente. Mezcla bien ambos ingredientes hasta formar una pasta homogénea. Esta mezcla aprovecha las propiedades abrasivas del carbón y la acción desengrasante del ácido cítrico del limón para eliminar la grasa y la suciedad.

Lee también: El truco casero infalible para dejar tus zapatillas como nuevas

Ahora viene la parte de la limpieza. Aplica la pasta sobre las superficies de estos recipientes utilizando una esponja suave. Asegúrate de cubrir todas las áreas afectadas y frota suavemente para eliminar los residuos quemados. Es recomendable usar guantes para proteger tus manos durante este proceso.

Una vez que hayas limpiado completamente las ollas y sartenes, enjuágalas con agua tibia para eliminar cualquier residuo de la pasta. Luego, sécalas con un paño suave y absorbente para evitar la formación de manchas de agua.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por Más natural (@masnatural0)

Para prevenir la acumulación de residuos en el futuro, es importante limpiar los recipientes después de cada uso. Utiliza una esponja suave y evita el uso de virulanas que puedan rayar la superficie. Además, deja enfriar los utensilios antes de sumergirlos en agua fría para evitar deformaciones debido al choque térmico.

Siguiendo estos pasos detallados, tus ollas y sartenes de acero inoxidable quedarán impecables y listas para ser utilizadas en tu próxima aventura culinaria. ¿Y vos te animás a poner en práctica este truco casero para dejar como nuevos tus utensillos de cocina?

Lee también: El truco casero para limpiar tu lavarropas y dejarlo siempre como nuevo

Temas de esta nota
Te puede interesar
Ultimas noticias