05/02/2024

Dos ex policías condenados a prisión por vínculo con Los Monos

Dos ex policías condenados a prisión por vínculo con Los Monos

La Justicia de Rosario emitió una sentencia contundente contra dos ex policías que estaban vinculados con la peligrosa banda narco Los Monos. Marcos Barúa y David Luciano Arellano fueron condenados a cumplir tres años de prisión efectiva por filtrar información reservada a los cabecillas del grupo delictivo.

Lee también: Un operativo policial reveló una red de narcotráfico que operaba en varias ciudades de la provincia

El acuerdo fue alcanzado tras una negociación entre el fiscal José Luis Caterina y los abogados defensores de los acusados. Ambos ex policías aceptaron los cargos y recibieron la condena por su participación en las actividades ilícitas de Los Monos. La sentencia constituye un golpe importante para la estructura criminal que ha sembrado el terror en la ciudad de Rosario.

La investigación reveló que el nexo entre los condenados y la banda era Guillermo "Chupa" Sosa, quien está detenido por asesinato desde mayo de 2022 y también tiene vínculos con Ariel "Guille" Cantero, líder del clan delictivo. Según las pruebas recolectadas, Barúa proporcionaba a Sosa contactos policiales y valiosa información para la comisión de actividades ilícitas, incluso participando en algunas de ellas.

Por su parte, Arellano compartía información reservada con Sosa, filtrando detalles sobre los movimientos de la investigación contra Mauro Andrés Antonio, el presunto homicida del sobrino de Chupa. Estas acciones fueron realizadas bajo las órdenes del líder de la hinchada de Newell's Old Boys.

Durante el proceso de investigación, se descubrieron mensajes entre los involucrados que revelaban el estrecho vínculo existente y planeaban actividades ilegales. Las autoridades encontraron un mensaje clave en el que Sosa le decía a Barúa: "¿Cómo andás, pariente? Escucháme, después de la seis, seis y cuarto, viste por la cortadita donde fuiste a buscar la moneda esa vuelta, te voy a estar esperando ahí, venite con un auto boludo, no vas a venir en moto, boludo, así ya rajamos para el norte. Traete tu pipita". Esto evidencia la complicidad entre los policías y la banda narco.

La condena impuesta a Barúa y Arellano constituye un mensaje claro por parte del sistema de justicia, demostrando que la impunidad no prevalecerá en Rosario. 

Te puede interesar
Ultimas noticias