Columnistas
02/10/2020

Bibliotecas de anuncios, una buena señal reñida con la privacidad

Profesor - Abogado especialista en Derecho informático y TICs.

Profesor - Abogado especialista en Derecho informático y TICs.

(+ Info)

La campaña política por las elecciones presidenciales en los Estados Unidos despertó la vieja polémica por la interferencia de Facebook, empresa que cuatro años antes había quedado en el ojo de la tormenta en el escándalo de Cambridge Analytica.

En esta oportunidad, y para evitar ensuciar aún más su imagen, la red social está haciendo todo lo posible para mejorar la transparencia. En ese sentido, están tomando varias providencias y resaltan la importancia de la biblioteca de anuncios como herramienta que tienen los usuarios para controlar las acciones de los políticos.

La biblioteca de anuncios se inauguró el 29 de marzo del 2019, y formó parte de las medidas de transparencia en cuentas políticas o personas famosas que acumulan una cantidad de seguidores importantes, según los criterios de la red social.

Para acceder a esa información, basta buscar el recuadro de “Transparencia de la página”, bien abajo a la izquierda del muro del político o personalidad buscada. Se accede ahí y también bajando las opciones, figura “Biblioteca de anuncios”. Si bien cuando uno recibe publicidad ya aparece ese aviso en su parte superior, alertando al usuario de que no se trata de una publicación viralizada espontáneamente, la biblioteca de anuncios nos brinda mucha y mejor información. Uno puede ver la cantidad de anuncios contratados, el contenido, la fecha, el gasto total, y el público que interactuó con esa publicidad. Todas esas informaciones están públicas, y ayudan al usuario (y votante) a poder sacar sus propias conclusiones.

El asunto de que las bibliotecas de anuncios estén tomando repercusión en estos días se debe a dos cuestiones. La primera porque estamos en plena campaña electoral en los Estados Unidos, que elegirán presidente. La segunda, porque Facebook extendió hace poco esa información, y ahora es posible ver esos datos no solo de los políticos estadounidenses sino de Brasil y mismo, de Argentina.

Estas medidas en pos de la transparencia son bienvenidas, aunque en estos casos puntuales reñida con la privacidad y la protección de datos de los involucrados.

Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas
Seguinos en Instagram
Seguinos en Facebook