FÚTBOL FEMENINO

| 24/05/2020

Victoria y Belén Salvador: las hermanitas de El Team

David Argel
Victoria y Belén Salvador: las hermanitas de El Team
Victoria y Belén.
Victoria y Belén.

Desde el año pasado las dos niñas se desempeñan en la Liga Municipal con la camiseta de uno de los clubes más importantes de la ciudad. Con esfuerzo y dedicación se han ganado el cariño del club y del mundo del fútbol femenino local. “Nos gusta divertirnos y compartir” le contaron a El Cordillerano.

El fútbol femenino de nuestra ciudad tiene miles de historias que a veces lo transforman en un mundo. La Liga Municipal de Fútbol Femenino es donde más se encuentran. Con la masividad de los últimos años el deporte rey ha empezado a captar cada vez más juveniles de nuestra ciudad, que desde pequeñas empiezan a tener sus primeros contactos con la redonda. Uno de los principales déficits del fútbol jugado por mujeres a nivel nacional, es justamente ese, las inferiores. A diferencias de lo que sucede en Argentina, en los países considerados potencias mundiales (no solo en fútbol femenino) las mujeres comienzan de muy pequeñas a jugar al fútbol, en las escuelas primarias y secundarias, de la misma manera que sucede por esta parte del mundo con los hombres.

Bariloche de a poco cuenta cada vez más con chicas que desde pequeñas eligen el fútbol. Miriam Mayorga, quizás, ha tenido mucho que ver con eso. Y la historia por contar la tiene a la volante de la Selección Nacional como una actriz de reparto. Y es que para una niña de 10 años poder sacarse una foto con su ídola en su primer entrenamiento, significa de alguna manera una bienvenida más que satisfactoria al deporte. Más aún si esa referente le remarca sus dotes y cualidades a la hora de jugar. La historia de Victoria (12) y Belén (8) Salvador, es la de dos hermanas unidas por la pasión de jugar al fútbol, y entrar a un mundo desconocido que las acogió y del cual ya son parte.

Desde principios del 2019 las dos hermanitas se han puesto la camiseta de El Team para no sacársela más. Según le contaron las niñas a El Cordillerano, fue Vicky quien siempre jugaba en la escuela, en las plazas y con sus amigos, “pero nunca me llamó la atención jugar en algún club.

Cuando la vi a Miriam Mayorga que estaba en la selección me dieron un poco más de ganas”. La más chiquita, Belén, no tiene problemas en contar cómo sucedieron las cosas y sin dejar detalle librado al azar y sin dejar de ser genuina y auténtica como su hermana, indica “quise jugar porque me gusta. Jugábamos acá en mi casa y rompíamos todo. ‘Lore’ (su profe) me dijo que empiece y cuando fui me divertí mucho”. Sus profesoras en El Team son Lorena García y Rocío Mendoza.

La primera vez siempre genera un cosquilleo y una incertidumbre por no saber lo que a uno le espera. En su primer entrenamiento Vicky vio que no era lo mismo que jugar en los recreos y en las plazas. “Había diferencia en el nivel era más difícil. Igual a mí me gusta que haya un poco de dificultad y poder superarme” aclara la niña. De todas maneras ambas ven claro cuál es el propósito del juego y responden bastante parecido a la hora de elegir lo que más le gusta del fútbol. “Compartir, aprender, divertirse y superar las metas” resaltan ambas. En el primer entrenamiento con El Team, Victoria fue vista por Miriam Mayorga, quien le comentó lo bien que jugaba, luego de una foto.

Las dos entienden, además, que están en un equipo que las acompaña y apoya, algo bastante importante a la hora de entrar en un deporte y en un mundo nuevo como el fútbol. “Me gusta que El Team es un equipo bastante unido. Todas tienen oportunidad de demostrar, y al menos todas juegan algún minuto para jugar” cuenta la más grande. “El Team es un equipo lindo, nos apoyamos entre todas y nos divertimos” agrega la más pequeña.

A la hora de los partidos Belu no duda en contestar de inmediato y contar que se enoja mucho. “Ahí quiero ganar” indica. Su hermana dice que le gusta jugar contra oponentes “de nivel. Me gustan los obstáculos. Hay rivales que juegan bastante bien” asegura. Victoria jugó su primer partido en Sub-15 ante Fenix entrando desde el banco de suplentes, dando vuelta el resultado siendo una de las figuras del equipo. “Me gustan jugar con chicas de mayor edad. Son más grandes físicamente que yo. Eso no impide que yo pueda jugar contra ellas” sostiene.

El fútbol local muchas veces genera una pasión que en ocasiones no se muestra de la mejor manera y las críticas llegan directamente en forma de gritos desde la tribuna. “Yo me enojo bastante porque te gritan, pero están afuera de la cancha sentados y no jugando. Está bueno que te alienten un poco, pero que te critiquen no está bueno” cuenta Victoria. Su hermana menor en cambio cuenta que se enoja un poco “pero mi papá y mi mamá me dicen que no les de importancia, porque son así y nunca los van a cambiar. Y yo me tengo que concentrar en el juego”.

A la hora de elegir a sus ídolos y referentes, las dos pequeñas no dudan. Victoria pone en la cima a Carlos Tévez, “él empezó desde lo más abajo, tuvo una infancia difícil, y eso un poco lo hizo llegar a donde está ahora. Luego pongo a Lionel Messi y a Miriam Mayorga. Pude jugar con ella” aclara la número 10 de El Team. Belén coincide con Messi, pero agrega a Cristiano Ronaldo, “son rivales pero no enemigos”.

Si se trata de sueños, Vicky, se desvela por jugar en un club “grande” de los de Primera División. Poder vivir de este deporte, lo que anhelan todos los que alguna vez patearon una pelota de fútbol. Belu en cambio, aún no tiene sueños referidos al fútbol y “solo quiere jugar”, como indica su papá Eugenio.

Pero en el fútbol no todo es color de rosas. Y para la más grande hubo momentos que dolieron. “Un día estaba jugando en el recreo con mis amigos, y en un momento mi maestra me llama y me pregunta por qué estaba jugando al fútbol, que las chicas no juegan al fútbol. Le dije que cada una hace lo que quiere y que no hay nada para hombres ni para chicas. Después ella me pidió disculpas” cuenta Victoria y agrega, “desde ese día dije ‘quiero jugar al fútbol, digan lo que digan’”.

Su hermana menor relata que al principio no dijo nada “porque me daba un poco de vergüenza. Pero después les conté y me felicitaron. Estaba contenta” y agrega que lo contó a sus compañeros “porque había jugado un partido y me emocioné mucho. Era mi primera vez que jugaba por eso me emocione y me puse demasiado feliz”.

Por último ambas concluyeron en que “se extraña patear fuerte” ya que en el patio no lo pueden hacer. “Quiero entrar a la cancha y poder patear fuerte” indica Belen, mientras que Victoria agrega “en esta cuarentena rompimos cinco masetas”. Ambas coinciden en que extrañan “compartir con las compañeras del equipo y los partidos”.

Te puede interesar
Ultimas noticias