Actualidad
14/02/2020

Avanza juicio a varios policías por vejaciones

Avanza juicio a varios policías por vejaciones
Por: Por Mariano Colombo | Foto: Tonny Romano

En la segunda jornada del juicio que el tribunal, compuesto por Gregor Joos, Bernardo Campana y Juan Martín Arroyo, le sigue a varios policías, testigos de la defensa contradicen la versión acusatoria y colocan a las víctimas como los agresores. Los acusados son varios uniformados a los que les atribuyen una serie de vejaciones cometidas contra dos sujetos que detuvieron en el año 2016.

Según la acusación, Delfín Fernández y Cristian Barría, junto a un número indeterminado de agentes policiales, intervinieron en un hecho ocurrido el primero de junio de 2016 a la medianoche, en la intersección de las calles Güemes y 20 de Febrero. Según la acusación que presentó el fiscal Guillermo Lista, cada uno de ellos hizo descender a Víctor Ojeda y Maximiliano Ojeda de forma abrupta desde el interior de un Volkswagen Gol en el que circulaban, para tomarlos del cabello, rociarlos con gas pimienta y aplicarles golpes de puño en toda su anatomía. La acción culminó cuando los subieron a un patrullero y los trasladaron hasta la Comisaría Segunda del Centro Cívico.

Pero según acusó el fiscal Lista, en el interior de un calabozo de esa dependencia policial, otros dos uniformados, Pablo Salinas y Javier Nieva, se sumaron a Barría y continuaron aplicándole golpes a las víctimas, que resultaron con traumatismos y hematomas varios.

De acuerdo a lo acreditado por el fiscal en su investigación, los nombrados se encontraban aquella noche prestando servicios en esa dependencia, pero además fueron identificados por las propias víctimas.

Los hechos fueron encuadrados en la figura de vejaciones en acto de servicio en concurso ideal con lesiones leves en ocasión de agresión, siendo los nombrados considerados responsables a título de coautores. Vale señalar que en el transcurso de la investigación, otros agentes policiales fueron desligados del caso.

La fiscalía y la querella sostienen que son autores de los delitos de vejaciones y lesiones leves. Los cuatro acusados negaron haber sido los responsables. Crudo relato de las víctimas.

Durante la primera jornada del juicio se escuchó el relato de los denunciantes, mientras que éste jueves, la audiencia continuó con la incorporación de testimonios defensivos, que contradijeron la versión acusatoria.

Las víctimas del hecho habían explicado que todo comenzó cuando las autoridades quisieron secuestrar el automóvil en que circulaba un joven y que se había detenido luego de un desperfecto. A su auxilio llegaron los Ojeda, pero todos terminaron en la Comisaría, luego de tensas discusiones.

Dentro de la dependencia policial, continuó la agresión, e incrementó la violencia, resultando heridos los detenidos. Pero en esa misma jornada los acusados habían aceptado declarar, negando los hechos.

Ayer, fue el turno de otros testigos que aportaron su conocimiento del caso. Un inspector municipal dijo no haber visto agresiones de parte de los policías durante el operativo, aunque sí dijo que las personas detenidas estaban agresivas hacia los uniformados.

Además, declaró el médico forense Juan Manuel Piñero Bauer, quien intervino en la revisión de los denunciantes y constató las lesiones que tenían por todo el cuerpo.

Es que inicialmente las personas detenidas fueron acusadas por los delitos de atentado y resistencia a la autoridad, pero en una audiencia de control de detención, el juez Ricardo Calcagno advirtió las lesiones que lucían sus cuerpos y ordenó una revisión exhaustiva por parte del Cuerpo Médico Forense. El juicio podría culminar en la jornada prevista para este viernes.

Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas