Actualidad |

PESCA DEPORTIVA

07/11/2019

Primera semana de la temporada: “El Limay y el Nahuel Huapi son un pesquero de oro”

Primera semana de la temporada: “El Limay y el Nahuel Huapi son un pesquero de oro”

Este 1º de noviembre comenzó la temporada de pesca en la región. Para conocer cómo se desarrolla la actividad y en qué condiciones está el ambiente, Antonio Zidar entrevistó en el programa El Expreso Periodístico (por El Cordillerano Radio 93.7) a Juan Cruz Montañez, quien es licenciado en Biología y guía de pesca en el Parque Nahuel Huapi.

“Como todos los años, el primer día estamos llenos de ansiedad, madrugamos y preparamos todo para salir”, expresó el entrevistado.
El aficionado sostuvo que cada temporada tiene su particularidad y que las condiciones en la zona están sujetas a la humedad que haya dejado el invierno como resultado de las lluvias y nevadas.

“Este año empezó con un poco menos de agua que el año pasado. A pesar de que nevó muchísimo todavía no empezó el deshielo”, señaló el licenciado. “El Limay no está tan alto pero es probable que los niveles de agua suban en los próximos días”, agregó.

Respecto a la cantidad de peces en la zona, Montañez explicó que “es típico que al principio de la temporada predominen las truchas arcoíris. Esta especie viene de un período de reproducción y está hambrienta. Muerden el anzuelo rápidamente pero están débiles entonces las peleas no son muy fuertes, sin embargo la arcoíris es guerrera y nunca se entrega tan fácil”.

Consultado por las precauciones necesarias para hacer vadeos, el guía de pesca no dudó en señalar que “lo lindo es poder pescar en toda la zona. No es necesario llegar e introducirse enseguida a lo más profundo que se pueda, hay que llegar a la orilla e ir practicando tiros cortos. Cada zona tiene su riqueza y vale la pena explorarlas”.

Por otro lado, no dejó de indicar que a la hora de vadear “hay que pararse en algún lugar donde la corriente no desestabilice al pescador y es recomendable ubicarse en lugares con rocas grandes, evitando las zonas donde hayan podido dejar sus huevos los peces”.

Según Montañez, en este primer tramo de pesca se usa mucho la mosca grande “para que la carnada tome profundidad rápido y porque el río tiene caudal y fuerza”. Y agregó que “se usa esto porque, como aún no hace calor, no hay grandes eclosiones de insectos. Cuando eso sucede es ideal pescar con mosca seca”.

En el mismo sentido, el conocedor de “las arcoíris y marrones” de la zona compartió que otra manera de pescar es con moscas grandes y coloridas “porque las truchas reaccionan por irritabilidad o para cuidar su territorio y pican”.

Finalmente, el barilochense que cada año explora las aguas del Limay y del Nahuel Huapi guiando en la pesca a deportistas solitarios o a familias, opinó que “nuestras aguas son lugares privilegiados y no tienen el cuidado que debieran tener”. Puntualizó que los aspectos a mejorar por parte de las autoridades son el control de la pesca nocturna y las actividades furtivas. “Y un tema que para mí es inadmisible y triste es la contaminación del lago. Se percibe muchísimo en la coloración del agua”, sostuvo.

En cuanto a las acciones que sí puede hacer el pescador para preservar la actividad, Montañez pidió a los visitantes que “lleven su basura porque realmente eso se nota en el ambiente. Otra medida es guardar los rollos y las galletas, lleva un segundo hacerlo y esos residuos pueden ser un lazo de muerte para muchas especies”.

Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas