Sociedad
07/01/2019

El Centro Barrial Piuke Hue necesita la colaboración de la comunidad para un campamento de jóvenes

El Centro Barrial Piuke Hue necesita la colaboración de la comunidad para un campamento de jóvenes
Parte del grupo en una salida a Villa Los Coihues.

El Hogar de Cristo de Bariloche tendrá entre el 24 y el 29 de enero, sus primeras vacaciones, para las cuales han invitado a jóvenes de otros hogares de la Patagonia. Serán dos días de campamento en el Newenche y tres en Villa Llanquín. Están solicitando ayuda a la comunidad para reunir los insumos y cubrir así todas las comidas de esas jornadas.

El Centro Barrial Piuke Hue forma parte de la asociación eclesial Hogar de Cristo que en la actualidad cuenta con más de 90 centros a nivel nacional. Nació en enero de 2018 con actividades en el límite de los barrios El Frutillar y Unión.

Es un dispositivo de contención y acompañamiento a los jóvenes con derechos más vulnerados de los barrios del Alto de Bariloche, que cuenta con un equipo voluntario de diez personas.

Bajo la consigna de recibir la vida como viene, abren sus puertas a las personas cualquiera sea la situación actual de sus problemas, a nivel de adicciones, de conflicto con la ley, de salud mental, de problemas familiares, etcétera.

Luego de recibirlos se les propone integrarse a la comunidad del Hogar mediante la participación en los talleres deportivos y artísticos, en las rondas de autoayuda, en las actividades extra que van surgiendo.

A través de acompañamientos personales y comunitarios, se los va animando y ayudando a dar pasos de superación en sus vidas. Uno de los grupos visita las esquinas y los playones de los barrios charlando con los jóvenes que están en situación de calle o conflictos con sus familias. La mayoría de ellos están afectados por consumo de alcohol y sustancias.

Tienen sus bandas según los sectores de los barrios y muy pocos están escolarizados o cuentan con un trabajo estable, otros están en conflictos con la ley. Una vez realizado el primer contacto, los invitan a participar del espacio cuatro veces por semana.

Los lunes les ofrecen el taller de deportes, la ronda de autoayuda mutua y una cena. Los martes se reúnen para la merienda y apoyo escolar. Los jueves tienen un proyecto de todo el día, iniciando a las diez de la mañana con el desayuno, y media hora después hay un taller de arte. Al mediodía hacen deporte y a las 13 horas se da un almuerzo compartido, a las 14 funciona la escuela de oficios, a las 19 recreación, la ronda de ayuda mutua y luego la cena.

Las actividades las realizan en la Casita de Jesús Misericordioso, que depende de la Parroquia San Cayetano, en el Gimnasio del Newenche y en la escuela CFI “Don Bosco”.

Comenzaron además con el acompañamiento personal en la salud, abrigo, nutrición, trámites legales, armado del plan de vida y escolarización.

El campamento

Entre el 24 y el 29 de enero harán en nuestra ciudad y en Villa Llanquín un campamento del que participarán como invitados, integrantes de otros centros similares de la región patagónica, los que serán en total 80 personas.

Los recursos con los que cuentan son muy limitados pero no así la energía y las ganas de gestionar y cumplir sus metas y sueños, porque el ayudar y acompañar a la gente más desfavorecida y vulnerable es la noble consigna.

Se sabe que la comunidad de Bariloche es solidaria y que muchos responden de manera inmediata con su aporte, por mínimo que sea. Los insumos que están solicitando son para poder asegurar las cuatro comidas de los cinco días y medio que durará el campamento, por lo que cualquier colaboración será muy bien recibida (ver recuadro).

Se está necesitando

Al contar con un trabajo de organización muy preciso, detallamos a continuación el listado de insumos que están necesitando para cubrir el campamento.

2 hormas de queso fresco.
2 hormas de paleta.
2 hormas de queso de máquina.
15 kilos de carne para guiso.
40 latas de caballa o atún.
15 kilos de carne picada.
Chorizo colorado- panceta.
20 pollos.
150 hamburguesas o chorizos.
100 milanesas.
Verduras y frutas.
Galletitas dulces.
Pan.
Arroz.
Queso rallado.
Jugo.
Bidones para jugo.
100 biromes o lápices negros.
1 resma de hojas.
Elementos de limpieza.
20 kilos de harina.

Dependiendo de las posibilidades, cualquiera de estos productos que puedan sumar, por mínimo que sea, servirá para que entre todos, se pueda lograr completar el listado.

Las donaciones se pueden acercar a la parroquia San Cayetano ubicada en la intersección de las calles Charcao y Chocorí del barrio El Frutillar o a los contactos +549294 4795305 o al +54 911 21568111.

Invitación

Está abierta la posibilidad de sumarse al equipo de voluntarios para trabajar con el Hogar Piuke Hue, aquellas personas interesadas pueden comunicarse a los teléfonos +549294 4795305 o al +54 911 21568111.

Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas