Actualidad
10/09/2019

Este miércoles cumple 16 años la Asociación de Recicladores

Este miércoles cumple 16 años la Asociación de Recicladores
Parte del trabajo que desarrollan.
Por: Wilge Delgado / Fotos: Tonny Romano

Las trabajadoras y trabajadores de la Asociación de Recicladores Bariloche (ARB), hace dicesiesis años que realizan la tarea de clasificar entre los residuos que se vuelcan en el Vertedero, elementos de plástico, vidrio, cartón y latas que, luego son compactados para su venta. Este miércoles (11/9), a once años de la creación de la ARB, no “ha cambiado mucho el modo de clasificar entre los residuos”, le dijo Silvia Acum, presidenta de la entidad a El Cordillerano.

Mucho antes de ser la ARB, era un grupo en su mayoría de mujeres que llegaban al Vertedero buscando clasificar entre los residuos, cartones, plásticos y otros. La postura de la gente, aún sin entender la búsqueda que hacían de una fuente laboral, fue denostar la presencia del grupo.

Se dio una larga lucha para ser reconocidas como trabajadoras, cada día, con calor o frío, clasificaban entre los residuos lo necesario para poder vender. En esa lucha, Daniel Britos fue un apoyo importante hasta que finalmente, el 11 de septiembre de 2003, se constituyó la Asociación de Recicladores Bariloche (ARB) y, bajo el marco de un convenio firmado con la Municipalidad, por primera vez en abril del 2004, la organización fue la única autorizada a realizar tareas de separación y venta de los materiales que llegaban al basural.

Zulema Morales fue su primera presidenta. “Bueno, ahí empezó a trabajar en el acta de acuerdo, como todo convenio, llegamos a otros niveles. Entonces el gobierno nos pasó, primero, la tierra, y nos dijo que íbamos a ser los únicos recuperadores”, recordó Gladys Pichiñanco.

Vale remarcar que parte de la historia de la ARB, nos la hizo llegar Juan Carlos Jalil y, de dicha historia rememoró que “entre el 2003 y 2005, el municipio se involucró más con la tarea de los recicladores, principalmente con la presencia de Daniel Britos, asistente social de la Municipalidad, quien les brindó capacitación acerca de la tarea de gestión, organización y comercialización de la producción”.

Una de las primeras tareas fue viajar a Buenos Aires y, durante una semana, realizaron 21 visitas, entre ellas a sedes vinculadas a Naciones Unidas, UNICEF, Congreso de la Nación y al Ministerio de Desarrollo Social.

Dicho viaje sirvió entre otros aspectos, para tomar conciencia de que la tarea no era “cirujeo”, “cartonero” o “rebusque”, como se la solía llamar históricamente, sino un trabajo y ello significaba prepararse de otra manera. Hasta entonces, cada vez que llegaba una cámara, se dispersaban, las cosas cambiaron cuando algunos de los miembros del grupo, tomaron conciencia de su condición; las charlas y los encuentros para mejorar la organización aumentaron de la mano de la búsqueda de la dignidad del trabajo.

En la historia de la ARB hay diversos momentos, críticos y otros esperanzadores, en el primer tiempo, Zulema viajó a Buenos Aires con un par de personas para ver cómo se podía vender, cómo clasificar, qué tipo de plásticos, etc.

Zulema contó en dicho historial que “el tema era que nosotros estábamos acostumbrados a trabajar individualmente, nadie nos decía lo que teníamos que hacer, cómo trabajar el material, cuánta producción había que lograr.

Desde allí ya tenías que juntar para producir una determinada cantidad y eso fue todo un trabajo. Entonces se empezó a trabajar por medidas, de material, por bolsas, cuánta cantidad. En ese entonces, el dólar estaba aproximadamente en 3 pesos”.

Recordaron y lamentaron “los incendios y la pérdida de compañeros que fallecieron por distintas razones, Damián Leiva, Martín Pino, Claudia Cárdenas y muchos más, esas son cosas que te marcan, expresó Silvia Acum, actual presidenta de la ARB.

A once años de la creación de la ARB, Acum dijo “estamos trabajando bien, en algunos barrios hay apoyo realizando la preclasificación en origen”. Sobre la planta que se levantó en la gestión anterior, con una cinta para la clasificación, explicó Acum que “hace un año que la cinta no funciona, es una herramienta de trabajo fundamental y no conseguimos quien lo arregle”.

Acerca de la campaña para la compra de un camión, la presidenta señaló “por ahora está avanzando bien, la gente se suma poco a poco, necesitamos los recursos para dicha compra y la gente, comercios o empresas, pueden sumarse a través del SICEI de la CEB, tenemos una cuenta en Credicoop”.

En el final, Silvia deseó “ojalá el regalo del camión sea para Navidad. Y el sábado realizaremos el festejo del cumpleaños”.

Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas