Menu
Facebook Twitter

Crece la deuda externa y entran menos dólares

Sólo en el tercer trimestre del año que se va, la deuda externa total de la Argentina totalizó 216.351 millones de dólares, es decir, 20 por ciento más que en comparación con el mismo período de 2016. La información provino del propio INDEC. Un año atrás, el endeudamiento externo argentino se reducía a “sólo” 179.775 millones, siempre de la divisa estadounidense, diferencia que explica el incremento porcentual. 

Para el gobierno nacional no es trascendente que el crecimiento de la deuda externa se produzca de manera tan acelerada, ya que con las reformas que impulsa prevé una reducción considerable del déficit fiscal, achicamiento que haría “sustentable” el endeudamiento. Pero, el que se quema con leche… Recordemos que en parte, la crisis de 2001 se explicó ante la imposibilidad que experimentó el país de afrontar sus compromisos externos.

En forma simultánea al incremento de la deuda externa, el saldo de la balanza por cuenta corriente arrojó un déficit de 8.683 millones de dólares, más que el doble de los 2.895 millones que se habían registrado para el período julio – septiembre de 2016. En este caso, el desequilibrio se explica porque de manera evidente, las importaciones crecieron más rápido que las exportaciones.

Ya comentamos aquí que la combinación de los dos factores puede conducir a un cuello de botella. Mientras el endeudamiento se contrae en divisas extranjeras, las exportaciones constituyen la única manera genuina de que ingresen dólares al país. Al aumentar la deuda externa, harán falta cada vez más dólares para afrontar los vencimientos de los intereses pero hete aquí que éstos no ingresan o ingresan menos, a raíz de los desequilibrios del comercio exterior.

El año pasado la balanza comercial había arrojado una ganancia de 1.792 millones de dólares durante el tercer trimestre. Pero entre julio y septiembre de 2017, dejó una pérdida de 1.712 millones, ya que las exportaciones se comportaron a la manera de una meseta mientras que las importaciones aumentaron un 25 por ciento. En efecto, las últimas significaron 17.493 millones de dólares. Sus precios sólo aumentaron un 4 por ciento y las cantidades, es decir, los volúmenes de mercadería, 20 por ciento.

En este ámbito, se registró una suba de precios generalizada en todos los usos económicos, excepto piezas y accesorios para bienes de capital. La mayor se observó en combustibles y lubricantes y fue del 13 por ciento, seguido de bienes intermedios: 10 por ciento. Asimismo, las cantidades aumentaron en todos los usos económicos, excepto combustibles y lubricantes, presentándose los mayores incrementos en vehículos automotores de pasajeros (46 por ciento), piezas y accesorios para bienes de capital (31 por ciento) y bienes de capital (26 por ciento).

Como contrapartida, las reservas del Banco Central de la República Argentina (BCRA) superaron los 50.237 millones de dólares, es decir, 58 por ciento más que el nivel que acusaban en el tercer trimestre del año pasado, cuando apenas totalizaban 29.902 millones de dólares. Es más, la tendencia continuó en ascenso hasta los últimos días de la semana que pasó, cuando las reservas internacionales totalizaron 56.415 millones de dólares.

En sólo un día, aumentaron 190 millones, incremento que sirvió para apuntar un nuevo récord en sintonía con las marcas de las jornadas precedentes. A pesar de la suba que experimentó la cotización del dólar en las últimas dos semanas, el BCRA no operó en el mercado de cambios, abstención que permite concluir que la conducción económica no se molesta ante la aceleración de la suba.

A las variaciones el INDEC las dio a conocer en el marco del informe “Balanza de pagos”, un “estado contable estadístico” que resume las transacciones económicas que se producen entre el país y el resto del mundo. Se consideran bienes, servicios, renta y transferencias. Del análisis se concluye la necesidad de financiamiento externo que experimenta el conjunto de la economía.

La información que difundió el organismo también dio cuenta de la Posición de Inversión Internacional, es decir, el saldo entre los montos que los argentinos mantienen en el exterior y los que adeudan. La relación bajó 31 por ciento después del blanqueo de capitales que puso en práctica el gobierno nacional. En la actualidad, se reduce a 29.981 millones de dólares contra los 43.579 millones que se contabilizaban en el mismo trimestre del 2016.

Si de equilibrar las cuentas se tratara, es una buena noticia que la Argentina retorne desde el 1º de enero de 2018 al Sistema Generalizado de Preferencias (SGP) para exportaciones de Estados Unidos. A partir de entonces, productos como vinos, artículos de confitería sin cacao, conservas de carne, aceite de oliva, quesos, maníes y frutillas podrán ingresar al mercado estadounidense con arancel cero. Que sus precios no se disparen en el mercado interno…

volver arriba
pueeelo

Si Ud. siente que algún comentario, hecho por lectores, en este artículo o en alguna de nuestras redes sociales lo perjudica, denúncielo haciendo click aqui o telefónicamente al 0294-4431409. 

denuncia-whp

 

Datos de contacto

Diario El Cordillerano
Bariloche Argentina.
F.P.Moreno 975 S.C. de Bariloche
Tel: +54-294-4431409
Email: [email protected]