Menu
denuncia-whp

¿Es normal no tener pareja?

Mucha gente tiene la creencia de que no es normal no tener pareja. Es tan normal tener pareja como no tenerla. No tener pareja no nos hace anormales; al igual que tener pareja no nos hace normales. El problema surge cuando una persona no tiene pareja por algún conflicto.

Por Doctor Bernardo Stamateas

Te invito a ver algunas cosas interesantes sobre este tema:

1. Una persona sin pareja y sin amigos

Cuando alguien no tiene pareja pero tiene amigos, eso es normal; pero cuando alguien no tiene pareja y tampoco tiene amigos, el problema no es de pareja sino de “relación afectiva”. Esa persona tiene dificultad para compartir con los demás. Lo primero que necesitamos chequear no es si no tenemos pareja, sino si no tenemos pareja y tampoco, amigos. Con amigos no me refiero a los contactos de Facebook o Twitter. Amigos son aquellos con quienes abrimos el corazón y compartimos algo profundo.

¿Por qué hay personas que no tienen ni pareja ni amigos? Porque han sido lastimados. Como resultado, sus relaciones son de acercamiento y, por momentos, de distancia; se acercan para compartir algo y luego se alejan porque tienen miedo de ser lastimados otra vez.

Cuando nosotros nos relacionamos en un vínculo afectivo, siempre se ponen en juego dos cosas: el placer de compartir y la posibilidad de sufrir dolor. Es decir que, si yo tengo un amigo, siempre existe ese contraste de que yo pueda abrir mi corazón y la pasemos genial, pero también de que ese amigo me defraude, me use, me manipule, etc. Los que no tienen pareja ni amigos no quieren correr ese riesgo. Si yo no tengo amigos y no sé compartir, si no sé abrir mi corazón y hacer una conexión afectiva, si no superé ese miedo de que me vaya mal y salto a la pareja, tendré dos problemas: la dificultad que tengo de relación afectiva y el problema que implica construir una pareja. Primero hay que tener amigos.

2. Una persona sola

Muchas personas que están solas quieren formar pareja pero no lo aceptan y lo niegan. La persona que está sola, ya sea varón o mujer, en algunas oportunidades habla con resentimiento, con angustia, y dice, por ejemplo: “Todos los hombres/las mujeres son iguales y yo no voy a caer con ninguno/a”. Quiere formar pareja pero no admite que, en realidad, tiene miedo de hacerlo, entonces expresa que no quiere. En el fondo siente que no puede. Entonces, como no puede (o cree que no puede) borra el deseo.

Podríamos comparar esta actitud con la fábula del zorro que quería comer las uvas y no las alcanzaba. Y como se cansó de intentar, un día dijo: “Bueno, de todas maneras están verdes, no me interesan”. ¡Mentira! Como veía su impedimento, explicó (racionalizó) que estaban verdes. Algunas personas expresan su malestar: “Yo quiero estar sola/o”; “me invitó un café y me di cuenta de que solo le interesa la plata”; “esa persona es muy grande para mí”. Quieren formar pareja pero no lo pueden aceptar, entonces lo han reprimido porque en realidad tienen miedo de ser lastimados.

Dijo un gran sabio: “El que se quema con leche ve una vaca y llora”.

3. Vivir con mamá

Hay personas adultas que viven con la madre, con el padre, o con ambos. Uno puede vivir con la madre, o con los padres, por un problema financiero o porque se separó. Pero eso es temporal. Cuando vemos a alguien ya adulto que vive con los padres y parece estar muy cómodo (no hace cambios para salir de esa situación e independizarse), esa persona ya formó pareja: se llama mamá o papá. Para ser capaz de formar una pareja sana, es fundamental haber madurado.

Si no tenés pareja, disfrutá el proceso de conocer a alguien y observá si el otro está en el mismo proceso. Esta es la clave.

Si tenés alguna inquietud, podés escribirme a [email protected]

volver arriba
Gif cordillerano V2 Invierno

Si Ud. siente que algún comentario, hecho por lectores, en este artículo o en alguna de nuestras redes sociales lo perjudica, denúncielo haciendo click aqui o telefónicamente al 0294-4431409. 

denuncia-whp

 

Datos de contacto

Diario El Cordillerano
Bariloche Argentina.
F.P.Moreno 975 S.C. de Bariloche
Tel: +54-294-4431409
Email: [email protected]