Catedral volvió a tener un buen invierno

- ALBERTO DEL GIUDICE - 

El presidente de la Asociación Empresarial del Area Catedral, Alberto “Beto” del Giudice, reconoció que el centro invernal volvió a tener un buen invierno, con suficiente nieve en toda la montaña. “Espero que todos los barilochenses nos hayamos convencido de la importancia turística que significa tener el centro invernal cubierto de blanco”, afirmó. 

2 Del Giudice Beto01El empresario sostuvo que en un primer balance el invierno resultó positivo, merced a que Catedral operó a pleno. “El camino de acceso se mantuvo siempre abierto, las pistas de esquí lucieron muy bien pisadas y hay que admitir que se hicieron muchas cosas bien”, dijo. 

Afirmó que la nieve también genera problemas en la ciudad y en especial en algunos barrios. “Esto también  debe preverse y atenderse adecuadamente. Pero Bariloche es una ciudad turística y por ello necesita suficiente nieve durante el invierno”, agregó.

Del Giudice evaluó que “pese a las buenas nevadas la temporada confirmó que en los últimos años se perdió el público esquiador”. “Esto viene sucediendo hace años, el esquiador, que por lo general es un turista de buen poder adquisitivo, elige otras opciones para practicar su deporte”, sostuvo. A su criterio, Catedral cada día es más un parque recreativo con nieve que un centro de esquí. “A mí me gustaría que se hable y promocione el producto esquí, no solo el producto nieve”, dijo.

En este sentido ponderó que CAPSA haya organizado dos fechas por la Copa del Mundo de Snowboard Cross, que implicaron una importante inversión, y que “mostró que Catedral puede ser un complejo con deportes de primer nivel mundial”. “Es importante que se organicen pruebas deportivas pero también que el esquiador vuelva a elegir a Catedral entre los centros invernales de Sudamérica”, afirmó.

El empresario sostuvo que en los últimos 20 años faltó inversión pública en la ciudad y también en la montaña. “Hay falta de gas, cloacas y no puede ser que ante cada nevada se corte el servicio eléctrico. En los últimos solo hubo inversión privada pero faltó la inversión pública”, dijo. “Permanentemente escuchamos sobre las inversiones que hace el Estado, nacional o provincial, pero a Bariloche no llegan. En Catedral lo único importante que se hizo en la última década fue asfaltar nuevamente el camino de acceso, con un crédito del BID, gestionado por el ex ministro Enrique Meyer”, agregó.

Perspectivas para el centro invernal 

“Este año también quedó demostrado que cuando se quiere, se puede llenar la base del cerro de nieve”, dijo Del Giudice. Sostuvo que la fabricación de nieve es una de las inversiones importantes a considerar en el futuro, pues está comprobado que todos los centros invernales importantes del mundo producen nieve. 

“Con nieve artificial podríamos extender la temporada a 150 días de esquí, lo que sería muy importante para Bariloche, ya que permitiría mayor cantidad de alojamientos, comidas y hasta recaudación por tasas e impuestos”, dijo. 

Otro aspecto a solucionar es el problema del viento, que se logra atemperar con mejores medios de elevación. “En Andorra tuve oportunidad de ascender en una telecabina para 30 personas, con doble cable, con más de 80 kilómetros de viento, sin ningún problema”, ejemplificó. “Ese medio de elevación cuesta 25 millones de euros en Europa, lo que constituye el segundo punto a tener en cuenta durante la planificación de las inversiones que deben realizarse en un centro invernal”, agregó.

“En Bariloche estamos en un punto de inflexión. Hay una concesión y un concepto de centro invernal que terminan en 9 años y debemos planificar el futuro de Catedral. Hay tiempo suficiente para definir qué centro invernal quiere la ciudad. El primer paso se dio el año pasado, con la presentación de la iniciativa privada realizada por CAPSA. Debemos retomar ese camino y buscar consensos,” evaluó.

También propuso contratar algún consultor experto para definir el futuro de la montaña. Cuando Parques Nacionales buscó el lugar para desarrollar un centro invernal en Patagonia Norte, contrató a Hans Nöbel, quien eligió Catedral, en contra de la opinión de los esquiadores locales que proponían el Cerro Otto. Análogamente, hace algunos años, los barilochenses consensuaron emplazar el largamente postergado centro de congresos y convenciones en la zona aledaña al camino de acceso a Catedral. Pero Arnaldo Nardone, un experto en la materia, brindo una conferencia en Bariloche y los convenció que ese predio es inapropiado y que el centro de convenciones debe estar junto al lago Nahuel Huapi, por ejemplo, al lado del puerto San Carlos.

icon